Gates y los cultivos del futuro

Gates y los cultivos del futuro

Un proyecto de investigación internacional respaldado por la Fundación Bill y Melinda Gates ha descubierto nuevas formas de aumentar la productividad de los cultivos, acelerando la fotosíntesis. Estos tipos de innovación serán vitales en la búsqueda de soluciones escalables que puedan ayudar a alimentar a una creciente población mundial con una escasez significativa de recursos alimenticios. Bill Gates, con su nueva adquisición de tierras, es hoy el mayor agricultor de los Estados Unidos y se centra en encontrar la forma de solucionar el problema mundial de falta de alimentos.

Estimulan la fotosíntesis para lograr cultivos más productivos

Científicos de la Universidad de Essex, a través de la iniciativa Realizing Increased Photosynthetic Efficiency (RIPE), han logrado superar dos grandes cuellos de botella fotosintéticos, que permitirían a las plantas obtener un rendimiento un 27% mayor.

Según expresiones de Patricia Lopez-Calcagno, investigadora postdoctoral de Exxex, que dirigió este trabajo para el proyecto RIP, al igual que en una línea de montaje de una fábrica, las plantas son tan rápidas como sus máquinas más lentas.

El procedimiento que se está llevando a cabo permite que estas plantas construyan más colaboradores químicos, acelerando los pasos lentos de la fotosíntesis. En el estudio del equipo de la Universidad de Essex, se logró un impulso del 27%. Esto fue a través de una mezcla de adición de una proteína, citocromo c6, que estimula el proceso de conversión de la luz solar en energía.

Este procedimiento permite la aplicación de material celular adicional de otras especies, para permitir que el azúcar se genere más eficientemente. Además, logra un significativo ahorro de agua.

Un importante incremento del rendimiento en cultivos

Stephen Long, director de la Universidad de Ikenberry, de Ciencia de Cultivos y Biología Vegetal en el Instituto Carl. R. Woese, de Biología Genómica de Illinois, sugiere agregar este avance a dos descubrimientos anteriores del proyecto RIPE. Esto permitiría alcanzar entre un 50 y un 60% de ganancias de rendimiento aditivo en cultivos alimentarios.

El tabaco fue uno de los cultivos utilizados en este estudio, ya que es fácil de diseñar y cultivar. El equipo probará ahora estos nuevos descubrimientos en cultivos alimentarios como el arroz, el maíz y la soja.

Los resultados tecnológicos del proyecto RIPE serán fácilmente accesibles para los agricultores que los necesiten, gracias al modelo Global Access utilizado por la Fundación Bill y Melinda Gates.

La transformación agrícola inclusiva es un proceso por el que se estimula el crecimiento del sector rural y ofrece rápidos impactos que favorecen a los sectores más pobres, en particular a las mujeres. La Fundación invierte en el sector porque el crecimiento económico que se centra en la agricultura es particularmente eficaz en la reducción de la pobreza.

La Fundación Bill y Melinda Gates

La multimillonaria organización creada por el matrimonio Gates y administrada por Warren Buffett, es la fundación privada más grande del mundo, con un valor que supera los 50 mil millones de dólares en activos.

Los principales objetivos de la fundación son mejorar la atención médica y reducir la pobreza extrema en todo el mundo, ampliando las oportunidades educativas, sociales, económicas y el acceso a las nuevas tecnologías.

En el año 2007, la Fundación fue calificada como institución filántrópica de alto riesgo, y aunque el matrimonio Gates señala que el papel de la filantropía tiene limitaciones, son considerados los filántropos más generosos de los Estados Unidos, junto a quien ocupa el primer lugar de la lista: Warren Buffett.

Desde su inicio, la Fundación ha dotado y apoyado innumerable cantidad de proyectos sociales, de salud y educativos, incluyendo el establecimiento de las Becas Gates Cambridge, en la Universidad de Cambridge.

Bill Gates es el mayor agricultor de los Estados Unidos

Como hemos visto al principio, Gates se ha convertido en el mayor propietario de tierras de cultivo de todos los Estados Unidos, al contar, con su última adquisición del mes de enero, con más de 110.000 hectáreas de terreno, distribuidas en 19 estados, principalmente en Arkansas, Nebraska y Louisiana.

Todos los predios adquiridos están en pleno rendimiento, según afirman los expertos, y señalan que probablemente tengan un giro en el enfoque de su actual actividad productiva.

La Fundación pretende adaptar su filosofía a la Cottonwood Ag Management, otra de las empresas del magnate, que, apuesta a la agricultura sostenible, priorizando la protección de los cultivos, el suelo y el aprovechamiento de los recursos hídricos.

No es la primera vez que Bill Gates apuesta por el mundo rural para llevar a cabo sus inversiones. De hecho, la Fundación que comparte con su esposa Melinda, lleva más de una década poniendo en marcha proyectos de fomento de la agricultura de alto rendimiento, particularmente en algunas regiones del África subsahariana y el sur de Asia.

FUENTE

Deja un comentario