5 miedos de los agrónomos ante la digitalización

5 miedos de los agrónomos ante la digitalización

El campo latinoamericano camina hacia la adopción de la tecnología, aunque esa senda está llena de miedos y susceptibilidades. En parte debido al nivel de formación y conocimientos de gran parte de la fuerza productiva de la región, y en parte debido a la sobreinformación, la postura de los agrónomos ante la digitalización es en ocasiones de miedo o rechazo.

El equipo de agtechapps ha indagado y te muestra cuáles son los 5 miedos más habituales que hay en el sector y cómo dejarlos atrás. La gestión de la información agrícola a partir de soluciones móviles representa la manera más eficiente y depurada de afrontar los desafíos del agro en este contexto de postpandemia, crisis e inflación de los alimentos. ¿Deseas conocer las principales reticencias ante la agrotecnología?

1. Las soluciones tecnológicas son inseguras

Hay agrónomos que piensan que las soluciones tecnológicas son inseguras. Cuando lo cierto es que puede ser más seguras en todos los sentidos que la gestión tradicional y analógica de la información de un negocio agrícola. Los buenos softwares de agrotecnología te ofrecen la opción de gestionar la información en la nube, de protegerla y de compartirla más fácilmente.

Por el contrario, la gestión de la información agrícola con papel y lápiz te expone al riesgo de pérdidas físicas sin solución. La agricultura digital no hace referencia tan solo a la implementación de sistemas de riego automatizados o al uso de drones, sino también al almacenamiento de datos para la toma de mejores decisiones. Y en ese sentido, seguridad y pragmatismo son dos características cruciales de las soluciones tecnológicas.

2. La agrotecnología es complicada

Otro de los miedos más habituales de los agrónomos ante la digitalización del campo pasa por pensar que la agrotecnología es complicada. Algunos dueños de negocios agrícolas aún creen que las apps agrícolas no son para ellos por la dificultad que entraña su implementación y su uso. Debes saber, no obstante, que la agrotecnología NO es complicada.

La agrotecnología es compleja, sofisticada y útil, desde luego, pero no es difícil de utilizar. Es cierto que exige un cierto período de adaptación, de la misma forma que lo exige el manejo de maquinaria nueva en cualquier agronegocio. Aunque para solventar esa dificultad está el asesoramiento.

En AgtechApps explicamos cuál es el perfil del agricultor del futuro y el problema que la capacitación suscita. Ahora bien, debes pensar que existendiferentes niveles de digitalización agrícola; de ellos, los más elementales y prácticos, basados en softwares de gestión, son fáciles e intuitivos de usar.

3. La tecnología agrícola es contaminante

Al contrario de lo que muchos piensan, la tecnología agrícola es más ecológica y limpia que muchos modelos de trabajo tradicionales. Puede que algunos agrónomos ante la digitalización tengan todavía una tendencia a pensar en las aplicaciones móviles como soluciones contaminantes, pues demandan un gasto de energía para la carga de dispositivos o la contratación de Internet.

Sin embargo, esto es sencillamente falso. La tecnología agrícola no es contaminante y contribuye a reducir la huella de carbono de las operaciones en dos direcciones:

  • Eliminando el uso del papel, con un impacto positivo en la manutención de los bosques.
  • Optimizando el uso de la maquinaria agrícola, del combustible y de los insumos empleados, lo que a su vez hace que todo agronegocio sea más ecológico y menos contaminante.

4. La digitalización del campo es lenta y/o demorada

La agricultura digital es eficiente y funcional en buena medida gracias a la rapidez con la que produce resultados. Y esa rapidez es extensible al proceso de digitalización. Por lo tanto, podemos afirmar sin miedo a equivocarnos que la digitalización de las operaciones en el campo es veloz y no exige mucho tiempo para consolidarse. Así pues, pueden tomar nota todos los agrónomos: la digitalización no solo no es lenta, sino que la agilidad es una seña de identidad.

5. La agrotecnología consume muchos recursos

Bien podríamos decir que es casi al contrario: la agrotecnología contribuye al ahorro de recursos. Los mayores problemas que enfrenta la agricultura 4.0 en América Latina y el Caribe son la desinformación y la sobreinformación. Estos factores extienden la idea de que las soluciones móviles para el agro consumen muchos recursos y son costosas.

Sin embargo, las aplicaciones agrícolas son por lo general económicas y solo necesitan dos cosas: un móvil en el que ser instaladas y la voluntad de quien las maneja. Por lo tanto, no consumen tantos recursos como puede pensarse. Ahora que conoces los principales miedos de los agrónomos ante la digitalización, ¿estás listo para llevar tu agronegocio a otro nivel con nuestra ayuda y asesoramiento?

FUENTE: agtechapps.com

Deja un comentario