130 proyectos de investigación europeos avalan la seguridad de los cultivos modificados genéticamente

130 proyectos de investigación europeos avalan la seguridad de los cultivos modificados genéticamente

El debate sobre los organismos modificados genéticamente (OMGs) en la Unión Europea se ha reavivado fuertemente en los últimos meses con la aprobación de la renacionalización del cultivo y la polémica propuesta de renacionalización de su uso. Un panorama político de incertidumbre en el que conviene rescatar del archivo documentos como estos: ‘EC-sponsored Research on Safety of Genetically Modified Organisms (1985-2000)’ y ‘A decade of EU-funded GMO research (2001-2010)’.

Se trata de dos compendios que resumen los resultados de 130 proyectos de investigación europeos (80 del primer documento y 50 del segundo) sobre la seguridad de los OMGs. Informes realizados a lo largo de 25 años en los que se avala la seguridad de estos cultivos para el medio ambiente, salud animal y humana.

La Comisaria europea de Investigación, Innovación y Ciencia, Máire Geoghegan-Quinn, explica que “el objetivo es contribuir a un debate totalmente transparente sobre los OMGs, sobre la base de una información equilibrada basada en evidencias científicas. De acuerdo con los resultados de estos proyectos. los OMGs tienen capacidad para reducir la desnutrición, así como para aumentar el rendimiento y ayudar a la adaptación de la agricultura al cambio climático.”

Más de 500 grupos de investigación independientes han estado involucrados en este tipo de investigaciones que, de acuerdo con sus resultados, “no hay evidencia científica que asocie a los OMGs con mayores riesgos para el medio ambiente o para la seguridad de los alimentos y piensos que las plantas y organismos convencionales.” De 1982 a 2010 la Unión Europea invirtió más de 300 millones de euros en proyectos de investigación sobre la seguridad de los OMGs.

‘A decade of EU-funded GMO research (2001-2010)’

EC-sponsored Research on Safety of Genetically Modified Organisms (1985-2000)

FUENTE: fundacion-antama.org

Deja un comentario