Sistema de riego por goteo automático: ventajas y cómo instalarlo

Es importante que hagamos un uso responsable y eficiente del agua a la hora de regar en huertos y jardines y el sistema de riego por goteo nos permite ahorrar entre un 40 y un 60% de agua. Un sistema de riego por goteo automático es un método de riego cómodo, sostenible y fácil de instalar tanto en huertas como en jardines.

El riego por goteo consiste en colocar tubos en hilera cerca de los tallos de las plantas y a través de los goteros que se insertan en los tubos o tuberías el agua va fluyendo gota a gota de una manera constante o por tiempo limitado, según cómo lo programemos. Las tuberías pueden estar enterradas ligeramente o colocadas de manera superficial sobre la tierra.

En tu tienda de suministros agrícolas puedes encontrar tanto kits preparados con todo lo necesario para instalar el riego por goteo automático o bien ir adquiriendo las piezas sueletas en función de lo que necesites.

Pero… ¿Qué beneficios ofrece un sistema de riego por goteo automático?, ¿Cómo se diseña e instala? En este atículo vamos a darte esta información para que puedas conocer más sobre el riego por goteo automático.

12 ventajas del riego por goteo automático

  • Ahorras tiempo y esfuerzo en regar y puedes dedicarte a otras labores en el huerto o jardín al tener la opción de automatizar los riegos.riego automatico
  • Ahorras agua y haces un uso más sostenible y eficiente de ésta al ser un método de riego de bajo consumo de este bien tan preciado y limitado.
  • Se mantiene un nivel óptimo de humedad en la tierra, por lo tanto, las plantas reciben la cantidad de agua que necesitan, sin excesos ni carencias.
  • No se produce erosión en el suelo ni pérdida de macro y micronutrientes de la tierra debido a la lixivación o la escorrentía superficial.
  • El riego por goteo permite llevar a cabo la fertirrigación a la vez que se riega, es decir, aportar al agua preparados con nutrientes para mejorar la fertilidad de la tierra o para prevenir y combatir plagas y enfermedades.
  • Las raíces de las plantas con riego por goteo tienden a crecer de manera vertical o profunda en lugar de horizontal o paralela al suelo, llegando a acceder a los nutrientes de las capas más profundas del suelo y a almacenar más agua.
  • Se reduce la incidencia de enfermedades causadas por exceso de humedad (hongos) y problemas de raíces (asfixia radicular).
  • Como no se mojan las partes aéreas de las plantas (hojas, flores, frutos, etc.) no hay problemas de que éstas se quemen por el sol una vez mojadas o que aparezcan plagas y enfermedades.
  • Como podemos programar y automatizar los riegos, este sistema es ideal para cuando no podemos atender el huerto o jardín o nos vamos de vacaciones y que nuestras plantas sigan recibiendo agua.
  • Puedes personalizar el sistema de riego por goteo y adaptarlo a las necesidades que tengas, utilizando desde el sistema más básico y sencillo hasta llegar a un sistema más complejo y profesional.
  • Un sistema de riego por goteo se puede usar y adaptar a todo tipo de huertos y jardines: en grandes superficies en el suelo, en huertos urbanos en macetas y jardineras, en mesas de cultivo, en huertos verticales, etc.
  • Al limitar la zona de riego a las plantas que queremos cultivar se reduce la aparición de plantas espontáneas o adventicias.

Cómo diseñar un sistema de riego por goteo automático

Si estás planificando tu huerta o jardín el sistema de riego que vas a implementar es muy importante. En el caso del riego por goteo automático, lo podemos colocar una vez tenemos la tierra preparada para la siembra o si ya tenemos las plantas. Eso sí, para mejores resultados agrupa las plantas según las necesidades que tienen de riego.

Mide el perímetro de la zona del jardín o huerto en la que quieres instalar tu sistema de riego por goteo, dibújalo en tu cuaderno de campo y calcula los metros de tubo y otros utensilios que puedes necesitar. Un sistema de riego por goteo automático incluye las siguientes partes:

  • Tubo o tubería: que va a transportar el agua hasta las plantas.sistema de riego por goteo
  • Microtubo: conecta el tubo con la maceta o plantas que queremos regar.
  • Goteros: pequeñas piezas que se insertan en los tubos por un extremo y por el otro sale el agua que regará las plantas (los tienes en la parte de arriba a la derecha, en negro y naranja)
  • Punzón: para hacer los agujeros en el tubo en los que pondremos los goteros.
  • Codos: sirven para hacer esquinas (en el primer rectángulo, arriba)
  • Enlaces: son parecidos a los codos y nos sirven para enlazar varios tubos, pueden ser en forma de té o de cruz (en la parte de abajo).
  • Reductor de presión o válvula de seguidad: para que el agua tenga una presión óptima dentro del tubo y pueda fluir correctamente.
  • Tapón de finalización: se coloca en el extremo final de la tubería.
  • Programador: se conecta al gripo o depósito de agua y al tubo. Sirve para regular los riegos y programar, por ejemplo, la perioricidad con la que regar (una vez al día, cada dos días, una vez por semana…) o durante cuánto tiempo queremos que se esté regando.
  • La toma de agua puede estar en un grifo o en un depósito de agua.

Puedes programar los riegos una o varias veces al día, cada tres días, una vez por semana, etc. en función de varios factores: las necesidades de agua que tengan las plantas, de si es verano o invierno, de si vives en una zona con clima seco y pocas precipitaciones o con un clima más húmedo por las lluvias…

Cómo instalar un sistema de riego por goteo automático

Prepara y ten a mano todos los utensilios y herramientas del kit de sistema de riego automático. Verás que la instalación es muy sencilla.

Una vez que has medido las zonas en las que quieres instalar el riego por goteo automático, incluyendo el punto de toma de agua o depósito, cortamos los tubos con cuidado con una tijera de jardinería.

Une los tubos con los codos en el caso de las esquinas o con los enlaces en té y en cruz. Esto es muy sencillo, sólo tienes que presionar y girar los enlaces para meterlos en el tubo. Recuerda poner el tapón de finalización al final del tubo.

Realiza los agujeros con el punzón en el tubo e introduce los goteros.

En el caso de los huertos urbanos, coloca el microtubo en los goteros o en los enlaces (hay diferentes formas de hacerlo) y lleva el microtubo hasta la maceta, jardinera o mesa de cultivo y fíjalos con las estacas. En los microtubos colocaremos los goteros que necesitemos.

Une el reductor o regulador de presión y éste al programador que finalmente se unirá a la toma de agua o al depósito de agua.

Ya tienes tu sistema de riego por goteo listo para empezar a funcionar.

Dos ejemplos de riego por goteo en macetas o bolsas de cultivo:

A la derecha hemos conectado los microtubos al tubo principal y los hemos colocado en las bolsas de cultivo con los goteros, mientras que en la foto de la izquierda puedes ver que simplemente se colocan los tubos con su correspondiente gotero en cada maceta.

riego macetas

FUENTE

3 Comentarios

  1. Tec.Agronomo Jose Rafael Mendoza.

    Para solucionar algas en el sistema de riego por goteo, se puede usar productos cupricos…ajustando la dosis de acuerdo a la capacidad del tanque o embalse…

  2. Calin Rojas

    Me gustaría instalar un sistema de riego x goteó en mi finca. Para aprender

Deja un comentario