Manejo de fertilizantes con micronutrientes

Manejo de fertilizantes con micronutrientes

Durante muchos años los agricultores se han preocupado por fertilizar los suelos para proporcionar nutrientes a las plantas, pero esto ha sido principalmente para el caso de nitrógeno (N), fósforo (P) y potasio (K), dejando de lado a otros nutrientes esenciales y especialmente a los micronutrientes. Esta situación indudablemente viene afectar el crecimiento de las plantas y de una manera indirecta también repercute en la salud humana, debido a que los alimentos suelen ser deficientes en micronutrientes, lo que ocasiona la aparición de enfermedades del corazón, páncreas, huesos y el mismo cáncer.

Micronutrientes y su importancia

Los micronutrientes son los elementos que se requieren en menores cantidades por los cultivos, pero esto no significa que son menos importantes que el resto de los elementos; llevan a cabo funciones trascendentales para el adecuado crecimiento y desarrollo de las plantas, y cualquier deficiencia (Cuadro 1), sin duda ocasiona un decremento en la productividad del cultivo.

 

Grafico 1

 

 

Síntomas nutrientes

El Mo y Fe están involucrados en la fijación de N, además la presencia de Zn, Mn, Cu y B en cantidades balanceadas, tiene un efecto positivo en la tolerancia de las plantas ante plagas y enfermedades; por tanto, se tiene una tendencia a incrementar los rendimientos cuando se cuenta con una adecuada aportación de los micronutrientes.

grafico 2

Manejo de fertilizantes

El conocimiento de la fertilidad del suelo y las demandas de los cultivos permite tomar decisiones sobre el uso práctico de los fertilizantes con micronutrientes. En este sentido, es importante contar con análisis de suelo, pero sobre todo tener las bases para imprentarlo correctamente. Algunos aspectos importantes para un manejo adecuado de fertilizantes con micronutrientes son:

Valores de pH

Es indispensable saber que la disponibilidad de los micronutrientes estará en función del pH del suelo. Por ejemplo, en suelos calcáreos o alcalinos generalmente existen deficiencias de B, Cu, Fe, Mn y Zn. Este aspecto es importante al momento de determinar la dosis (Cuadro 2). El pH también es un factor determinante cuando se implementan prácticas de mejoramiento de suelos (enmiendas orgánicas, acidificación, uso de yeso o el encalado).

 

Grafico 3

 

Cultivos sucesivos y de alto rendimiento

El historial del terreno es un punto crucial para el manejo de micronutrientes, ya que es común encontrar que por muchos años algunos suelos solo se hayan fertilizado con macronutrientes, y donde seguramente los niveles de micronutrientes son deficientes. Por otra parte, para tener una respuesta favorable en cultivos de alto rendimiento, es necesario satisfacer las demandas del cultivo (Cuadro 3), para aportar las cantidades suficientes y se logré el adecuado desarrollo del cultivo, así como la expresión de su potencial productivo.

Grafico 4

 

Desbalances de micronutrientes

Dentro de cada programa de fertilización es esencial tener un balance en el aporte de nutrientes, ya que debido a la naturaleza de algunos de estos, se tienen antagonismos o sinergismos. Se debe tener especial cuidado con los antagonismos, puesto que estos son relaciones excluyentes, es decir, cuando un nutriente está en niveles suficientemente altos no permite la absorción de otro, resultando en una deficiencia de este último. Un ejemplo de antagonismo es el que se tiene entre el micronutrientes Fe con Mn y Zn.

Fuentes fertilizantes

Grafico 5Hace algunas décadas el aporte de los micronutrientes podía solventarse, o al menos en una parte, a través de las impurezas que solían contener los fertilizantes nitrogenados, fosfatados y potásicos; ahora con el avance de la tecnología en la elaboración de fertilizantes, los procesos son más estrictos y muchos de estos han llevado a crear una mayor pureza en estos insumos, situación que ha puesto de manifiesto una mayor frecuencia en la deficiencia de micronutrientes en los suelos y cultivos. En la actualidad se ha hecho indispensable emplear fertilizantes que contengan estos micronutrientes, las cuales generalmente traen consigo uno de ellos o un complejo de la mayoría.

QuelatoLas fuentes sulfatadas son las de uso común por su eficiencia y bajo costo, sin embargo, existen otras fuentes como los quelatos (Fe-EDDHA, Cu-DTPA, Zn- DTPA y Mn-DTPA). Estas últimas son menos empleadas por su alto costo. Los abonos orgánicos (composta, vermicomposta o gallinaza), también se emplean regularmente como aporte de micronutrientes. Por otro lado, los biofertilizantes son una alternativa actual para la mejora en el aporte de micronutrientes (micorrizas+ bacterias solubilizadoras de micronutrimentos), que ha permitido reducir considerablemente el uso de fertilizantes de síntesis química.

Grafico 6

Forma de fertilización

La principal forma de aplicación de micronutrientes es al suelo, sin embargo, para contrarrestar rápidamente una deficiencia o apoyar en el aporte de micronutrientes, la fertilización foliar ha mostrado múltiples beneficios. Una de las formas que tiene un uso poco difundido es la fertilización a la semilla con algunos de los micronutrientes, la cual ha demostrado ser una alternativa altamente rentable en apoyo a la fertilización al suelo y foliar.

FUENTE

Deja un comentario