Huertos urbanos inclusivos “Incredible Edible” éxito en Inglaterra

Huertos urbanos inclusivos “Incredible Edible” éxito en Inglaterra

“Incredible Edible”, (o “increíblemente comestible” si lo traducimos al español), es una campaña comunitaria que entrega comida saludable y fresca a toda la comunidad y al mismo tiempo promueve la producción local y le muestra a las personas la alegría que puede entregar el cultivo de vegetales, en el pequeño pueblo de Todmorden, situado al norte de Inglaterra.

DSC_3721

La co-fundadora de Incredible Edible, Pam Warhurst, explicó cómo surgió esta idea. Hace seis años ella y sus amigos se sentaron en la mesa de una cocina lanzando diferentes ideas al aire que pudieran generar cambios positivos en el mundo. Comenzaron con una sencilla pregunta: ¿Podemos encontrar un lenguaje unificador que sea transversal a la edad, ingresos y la cultura, que pueda ayudar a las personas a que ellas mismas encuentren una nueva forma de vida? Y ahí la idea retumbó como un trueno. Lo que siguió fue una reunión pública en la cual Pam y sus socios fueron felicitados con una ovación de pie luego de haber presentado su plan.

La iniciativa cubre tres áreas primordiales: plantar alimentos gratis para la comunidad, apoyar y promover a los granjeros u otros productores de comida de la región por sobre los supermercados y desarrollar una red educacional amplia y extensa que permita involucrar directamente a los residentes y los estudiantes en el proyecto.

El pueblo, con una población de 15.000 personas, ha atraído lo que Pam llama “turistas de vegetales”. “La gente viene de todas partes del mundo para echar un vistazo a nuestras camas de cultivo”, se ríe ella. Hay árboles frutales, arbustos, hierbas y vegetales por todas partes: afuera de la estación de policía y la casa de reposo, en los caminitos que bordean el canal de Todmorden, e incluso en el cementerio. Los residentes han hecho del proyecto algo propio y muchos jardines privados y pórticos se han transformado en oasis florecientes de deliciosos productos frescos desde que el programa se lanzó en la primavera del 2008.

El grupo define su trabajo como “jardinería de propaganda” y tomaron una decisión consciente. El resultado fue el encadenamiento de un círculo comercial que preferir productos frescos y cosechado por ellos mismos, y tanto ha sido el efecto, que ha mejorado la economía local a raíz de la creación de emprendimientos agrícolas.

La comida es una necesidad humana básica pero la comida orgánica fresca y saludable debería ser un derecho humano básico. “Nada de esto es una gran ciencia, pero sí es inclusivo”, dice Pam. A la larga, es un movimiento para todos. “Nuestro lema es: ‘Si comes, ya eres parte de nosotros’, agrega.

c554_incredible_edible_

AUTOR: Ana María Farfan

FUENTE: diariodelagro.cl

Comentario

  1. Gracias

Responder a Margarita Cancelar respuesta