Frubana, la plataforma que quiere cosechar un mejor futuro para los agricultores

Foto: Pexels.

Desde que Fabián Gómez veía y acompañaba a su papá en la siembra de papaya, mango y limón en Colombia, se cuestionaba la manera de cómo se podría obtener una mejor cadena comercial entre quienes compran los insumos en el campo y quienes los cosechan. Por una parte, encontraba que si un limón era vendido por el agricultor en seis pesos, en los comercios o restaurantes ese mismo limón se encontraba en 18 pesos, es decir tres veces más caro.

Ante esto, y con una trayectoria tecnológica, en donde participó en la expansión de la compañía Rappi, decidió lanzar Frubana, una plataforma que permite la compra de alimentos del campo directamente sin intermediarios a los restaurantes, con la misión de obtener comida más barata para los consumidores y mejores ingresos para quienes cosechan el alimento.

El fundador de esta plataforma señala que más allá de la tecnología que hay detrás de este desarrollo, el interés primordial es regresarle al agricultor mayores beneficios, desde los económicos hasta de menor incertidumbre para la venta de sus productos, así como que los restaurantes ofrezcan mayor calidad y mejores precios trayéndoles un ahorro entre el 15 y 20%.

“A los agricultores les damos dos cosas: una, como no hay tanta intermediación, ellos se llevan un mejor precio, pero lo más importante para ellos, es la visibilidad al futuro. Nosotros les podemos decir: oye en una semana voy a necesitar tal producto y ellos programan su cosecha para entregarte ese día. Hoy en día lo que muchos agricultores hacen es recoger su siembra y mandarla a la ciudad, la pueden vender bien o mal o no venderla y ahí le toca perder y cortar el precio para que lo compren. Con esto lo que cambia es que ya no está intranquilo” detalla Gómez.

Cómo funciona Frubana

Lo que hace la plataforma es que de manera tecnológica, a través de una aplicación, los agricultores pueden cargar sus datos, información de productos, características, precios y costos y a su vez, los restaurantes o comercios que busquen comprar productos a través de este desarrollo, como en cualquier aplicación, carguen su usuario y su inscripción a la plataforma.

“Lo que hacemos es que por medio de la aplicación tenemos la data de la ciudad, la data de lo que se va a consumir y cuando tenemos esa información lo que cambia es que no tenemos que pasar físicamente por todos esos pasos de intermediación, sino que pasamos directamente de la agricultor al restaurante. Metemos tecnología a cada pedazo de la cadena, en el lado de la venta tenemos la aplicación toda la logística está hecha con la plataforma que nos permite distribuir que los restaurantes tengan información en tiempo real. Sabemos qué se está entregando, qué se está empacando, y creo que lo más revolucionario que tenemos es hacia el lado de la compra, que ya podemos comprar muchos productos directamente al agricultor, les enviamos unos links en donde ellos llenan los precios, las cantidades que tienen y así podemos jalarle el pedido”, detalla Fabián.

En México, Frubana ya trabaja desde hace un año como compañía y con su aplicación desde hace cuatro meses. Después de un proceso de expansión, este desarrollo de sangre colombiana, estuvo haciendo pruebas en Bogotá el año pasado para después aterrizar de manera formal y oficial en la ciudad de México, siendo la primer ciudad internacional a donde arribaron.

Hasta la fecha, ya tienen presencia en Sao Paulo, en donde apenas hace poco incursionaron, Bogotá y Ciudad de México y su plan para el siguiente año al menos en México, es llegar a Guadalajara y Monterrey. “En total ya tenemos cerca de 3,000 o 4,000 restaurantes, no compartimos cifras por ciudad, pero al menos en México y Bogotá ya tenemos esta presencia”, detalla el directivo.

Actualmente para el traslado de los productos, la plataforma cuenta con una red de más de cien vehículos de una, dos y tres toneladas en los que realizan las entregas y dan seguimiento a través de GSP.

Cómo monetizar este desarrollo

Sobre la manera de cómo están monetizando esta plataforma,Fabián Gómez señala que recurren al modelo tradicional de negocio en el que por cada venta, obtienen una ganancia por costos y precios.

“Monetizamos con base en el viejo negocio, de vender un poco más caro de lo que uno compra. Este es un negocio que a pesar de que es de tecnología estamos muy enfocados en generar dinero, entonces tenemos un margen entre el valor de la compra y el valor de la venta. Varía entre productos, va hasta el 15% de lo que compramos directamente al agricultor, varía mucho”, dice.

A principios de este año lograron ingresar a Y Combinator, una de las aceleradoras de negocios de tecnología más importantes del mundo, la cual provee capital semilla a la que le interesó el proyecto.

“También hicimos una ronda de inversión con inversionistas de Silicon Valley y conseguimos capital para poder hacer el plan de expansión de este año. Levantamos 12 millones de dólares y hasta ahora tenemos aproximadamente 5 millones de dólares para todo este lanzamiento en México, aproximadamente por ahí del 40%”, señala.

Para este año Frubana espera que con esta inversión, expandir el mercado en América Latina así como triplicar el tamaño de la operación.

FUENTE

Deja un comentario