“El objetivo es que en el campo todo esté conectado a internet”

“La tecnología ha aumentado la capacidad productiva, la rentabilidad y ha elevado la gestión agroalimentaria a un nivel más profesional y eficaz”

Con una trayectoria de 30 años desarrollando programas de gestión para el campo, la empresa almeriense Hispatec se mantiene en una posición de liderazgo que le ha llevado a participar en el proyecto europeo IoF2020. Sus aplicaciones han empezado a formar parte de la vida cotidiana de muchas explotaciones en España, México, Perú y Marruecos y como la introducción de estos nuevos sistemas es lenta, las perspectivas de desarrollo son muchas. El director general de la compañía nos lo explica con detalle.

-De las aplicaciones que Hispatec han puesto a disposición del sector agroalimentario, ¿cuáles son las más utilizadas?

-ERPagro es la más utilizada y la que mejor resultado está arrojando en la historia de la compañía. A pesar de ser una aplicación muy grande que requiere de cierto tiempo de implantación, el control que otorga a una empresa, más las posibilidades de crecimiento que le ofrece son tan potentes, que el ratio de recomendación y satisfacción de aquéllos que la usan es muy elevado.

-En Fruit Atracttion presentaron dos aplicaciones novedosas: Campogest y Camponet. ¿Pero qué es lo que realmente ofrecen de nuevo respecto a soluciones similares?

-ERPagro es una solución de gestión de toda una empresa agro y la cadena de producción/valor en la que está. Campogest y Camponet son soluciones específicas para técnicos agrícolas y agricultores, respectivamente. Se enfocan en la parte de gestión de cultivos y producción. Los datos que generan se integran dentro de ERPagro para estar a disposición de toda la compañía y la cadena, pero su acción es más concreta. Con las dos soluciones cubrimos necesidades de estos dos grupos de usuarios y lo hacemos de manera móvil, desde su teléfono o tablet. Se utilizan a pie de cultivo y les hacen ahorrar mucho tiempo de gestión, los técnicos es una de las cosas que más agradecen, y los agricultores generan sus Cuadernos de Campo de manera más ágil o controlan la rentabilidad de su explotación.

-También disponen de actualizaciones de su aplicación ERPagro. ¿Qué mejoras se ofrecen?

-ERPagro y el resto de soluciones se están actualizando constantemente. Por ejemplo, aquellas partes que tienen que ver con normativas contables, financieras, tributarias o fitosanitarias van al ritmo que marcan las administraciones. En el terreno productivo actualizamos aquello que vemos que podemos mejorar cada vez que la tecnología da un paso adelante y siempre escuchando lo que nuestros clientes nos indican.

-Hispatec participa en el proyecto europeo Internet of Food&Farms (IoF2020) que acaba de comenzar este mes, ¿en qué consiste? y ¿qué espera que pueda aportar?

-La Internet de las Cosas es la nueva frontera. A pesar de que el concepto ya es realidad, en muchos campos aún está por desarrollar en el sector agro. Se trata de que todos los dispositivos estén conectados a internet, hablamos de máquinas de riego, sensores, cámaras, básculas e incluso tractores. Una vez que los conectas puedes interactuar con ellos y crear un “ecosistema” de información y manejo en tiempo real. La idea del proyecto es desarrollar los protocolos y la tecnología para dar el siguiente salto disruptivo en los procesos productivos, de transformación y distribución de la cadena agroalimentaria con esta tecnología. Somos 71 organizaciones las involucradas pertenecientes a distintas áreas dentro del sector. No creo que haya habido un proyecto con un alcance tan ambicioso y transversal como éste. Para nosotros no sólo es un orgullo haber sido seleccionados, sino también un reto muy importante. Estamos muy ilusionados con IoF2020.

-¿Podría decir que hay un antes y un después en la producción agroganadera desde que empezó a implantarse el uso de soluciones tecnológicas?

-La tecnología ha aumentado la capacidad productiva, la rentabilidad y elevado la gestión agroalimentaria a un nivel más profesional y eficaz. Con menos coste se puede gestionar más producción, con menos inversión en tiempo se controlan mejor los indicadores de la actividad y con mejor tecnología es mayor la información que gestores y gerentes tienen a su alcance.

¿A qué ritmo está introduciendo el agricultor y el ganadero las soluciones informáticas?

-A un ritmo tranquilo pero seguro. Incorporar tecnología significa, en muchos casos, obtener mejores resultados introduciendo pequeños cambios y todos sabemos que en el agro los cambios deben acogerse despacio, sin asumir mucho riesgo. Lo que sí detectamos es que son cambios que no tienen vuelta atrás.

-¿Quién va por delante, la investigación o es el sector el que demanda nuevas aplicaciones?

-Existen numerosas entidades y administraciones que incentivan e impulsan la investigación, tanto a nivel nacional como internacional, sin embargo la colaboración con la empresa privada es fundamental ya que es la que encuentra la aplicación para los desarrollos. El binomio funciona y estamos muy contentos de trabajar con organizaciones como el CDTI o el CSIC, por ejemplo, ya que la sinergia es total y muy productiva.

-¿Cuál es su penetración en el mercado?

-Tenemos más de 400 clientes entre España, Marruecos, México y Perú. Nuestras previsiones de crecimiento para este año son aumentar un 10% nuestros ingresos que, en 2016, ha sido de cerca de seis millones de euros.

-Están especializados en el sector de frutas y hortalizas. Pero también ofertan a más sectores, ¿cuáles?

-Cereal, arroz, producto para industria, vitivinícola, oleícola… Al conocer perfectamente cómo funcionan las empresas agroalimentarias somos capaces de acceder a más gamas de productos.

-¿Cuáles son las soluciones más utilizadas en el sector vitivinícola?

-En nuestro caso es ERPagro Bodegas la más extendida. Al llevar la gestión integral desde la viña hasta la distribución, es la que mejor está integrándose en el sector. Acudimos ahora a Enomaq de nuevo, la feria zaragozana con mayor presencia de bodegas y almazaras, para seguir presentando nuestros productos.

-¿Cómo consiguen mantener su liderazgo en el sector del software agroalimentario?

-Somos rápidos incorporando nuevos usos y dinámicas que redunden en un beneficio en los procesos del cliente y, por otro lado, queremos que se nos considere como un socio tecnológico. Esta filosofía de relación hace que ambos crezcamos a la vez y tengamos relaciones duraderas.

-¿Cuál es su presencia en el mundo actualmente? ¿Van a seguir aumentándola?

-Sí, estamos cerrando acuerdos para estar presentes en Chile y estamos ya presentes y ganando protagonismo en México. Hemos tenido contactos con China y Japón a nivel institucional y de I+D.

-Y como empresa, ¿cuál es su plantilla?

-Este año estamos en unas 85 personas, en el último año hemos incorporado a 15 profesionales tecnológicos, tanto con conocimientos informáticos como del sector agro. Su incorporación, junto con la experiencia de la plantilla tan estable que tenemos es una combinación ganadora.

-¿Qué retos se han planteado para este año?

-Avanzar en nuevos productos de nicho como Campogest o Camponet y mejorar aquello relativo a la experiencia de usuario, para que cada vez sea más sencillo e intuitivo usar nuestras soluciones.

-¿Cómo ven el futuro del campo andaluz?

-Los andaluces sabemos adaptarnos tanto a las oportunidades como a los retos. En algunos sectores las perspectivas no son muy halagüeñas pero en conjunto, el agro, es y seguirá siendo uno de los motores económicos y de cohesión social.

FUENTE

2 Comentarios

  1. Pingback: “El objetivo es que en el campo todo est&...

  2. Pingback: “El objetivo es que en el campo todo esté conectado a internet”

Deja un comentario