Aprende a redirigir la luz para las plantas

La luz solar es uno de los elementos clave cuando se trata de garantizar el crecimiento de las plantas y árboles, de modo que si tienes un jardín o una terraza en la que apenas toca el sol, o si tienes distintos tipos de plantas con diversas necesidades de luz solar, puedes recurrir a esta guía de pasos en la que de forma fácil y creativa, te explicamos cómo redirigir la luz solar para las plantas.

Hemos de tener en cuenta que no todas las plantas requieren la misma cantidad de sol, y mientras algunas plantas requieren estar al sol ocho horas al día, otras solo necesitan sol por la mañana y sombra por las tardes, mientras otras prefieren una posición de sombra durante todo el día, de modo que vamos a guiarte para que puedas atender a cada una de ellas sin necesidad de volverse loco.

Materiales

  • Tijeras de podar
  • Sierra de poda
  • Espejos

Pasos para redirigir la luz solar para las plantas

Para poder atender las necesidades de cada planta, podemos recurrir a la poda que permitirá que la luz llegue a más áreas de una planta o árbol, lo que le dará a la planta más luz solar sin mover su ubicación. Por otro lado, los espejos colocados en lugares específicos también pueden redirigir la luz hacia una planta sombreada, mientras que agregar plantas o decoraciones más altas al jardín puede aumentar la sombra donde sea necesita.

  • Si recurrimos a la solución de la poda para redirigir la luz solar de las plantas tienes que recortar las copas de los árboles para abrirlos y permitir que más luz alcance más ramas y cualquier planta o hierba debajo del árbol.
  • Además, puedes quitar las ramas que crecen verticalmente, a través de otras ramas, o en ángulos impares. También funcionará retirar otras ramas más pequeñas para abrir algo de espacio.
  • Otra opción es podar los arbustos para afilarlos ligeramente, haciendo que la parte superior sea más estrecha que la inferior y permitir así que la luz del sol los atraviese. Poda los arbustos después de la floración o antes de que aparezca un nuevo crecimiento en la primavera, dependiendo del tipo de arbusto. Usa podadoras de setos para los  arbustos o tijeras de podar para arbustos de caña tupida. Haz los cortes justo fuera de los brotes.
  • Otra de las opciones para redirigir la luz solar para las plantas, será colocar espejos alrededor del patio o jardín para dirigir más luz a las plantas que no reciben suficiente sol. Cuelga los espejos en árboles o apóyalos en el suelo.
  • También puedes colocarte frente a la planta que necesita el sol y dejar delante el espejo, moviéndolo para poder redirigir la luz del sol hasta que veas que toca la planta, fija el espejo en ese lugar y lo dejas hasta que ya no necesite más luz (no se recomienda sin embargo que el espejo esté demasiado cerca de la planta ya que corres el riesgo de quemarla).
  • En el caso de necesitar más sombra, puedes plantar plantas más altas o arbustos junto a plantas más pequeñas para proporcionar más sombra. Otra opción será plantar arbustos a pleno sol para dar sombra parcial a las plantas más pequeñas en áreas a pleno sol, o arbustos de sombra parcial cerca de las plantas que necesiten sombra en áreas de sombra parcial.
  • Cómo no, también puedes recurrir a decoraciones como pequeñas estatuas, que puedes colocar cerca de las plantas que necesiten más sombra. O también puedes recurrir al uso de cercas, enrejados o redes para bloquear el sol en áreas más grandes de jardín.
  • Por último, un buen remedio para lograr luz solar en las plantas, es comprar una  película de mantillo para reflejar la luz del sol desde el suelo hasta las plantas.

FUENTE

Deja un comentario